Estamos con los pueblos indígenas

Luciana Tenorio: "Cada vez son más los proyectos para en algún momento llegar a Marte"

Como miembro del Team Peru II (tripulación peruana que en abril viajará al desierto de Utah para realizar una simulación de vida en Marte), esta joven bachiller de arquitectura de la URP nos cuenta todos los detalles sobre esta importante misión.

Publicado: 2014-03-02

Para quienes la han podido conocer de cerca seguramente sabrán de su admirable brochure: estudios de arquitectura en la Universidad Ricardo Palma y en la Universidad Politécnica de Madrid, participación en concursos internacionales, trabajando para Torafu Architects en Japón, docente en el Instituto Toulouse Lautrec en Lima, entre otras experiencias. A todo ello ahora se le suma una misión de simulación de vida en Marte promovida por The Mars Society a realizarse del 12 al 27 de abril en el desierto de Utah (EE.UU.), en la cual formará parte del segundo equipo peruano en realizar este viaje (Tripulación 140: Team Peru II). Como dijimos, y a poco más de un mes del viaje, nos lo cuenta todo.

Estación del team peru II en el desierto de Utah (EE.UU.)


En abril pasarás a ser la primera egresada de la URP en realizar trabajos de investigación de la mano con la NASA. ¿Cómo es que te llegó esta gran oportunidad?
Bueno, el año pasado fue la primera tripulación de Perú con el comandante Alex Díaz (que es peruano y trabaja de la mano con la NASA), quien va a estar en la postulación del proyecto “Primer Astronauta del Perú”. Entonces él mandó una solicitud a varias universidades, entre ellas la PUCP, y así fueron elegidos los primeros cinco peruanos. Luego de ello, estos cinco peruanos hicieron un buen trabajo, tuvieron un buen desempeño, y realizaron un buen proyecto. Esta vez se ha hecho una selección más grande a nivel de las universidades y en diversas especialidades, de la que han sido elegidos un biólogo, una astrobióloga, dos ingenieros mecatrónicos y una arquitecta (quien soy yo), con nuestro comandante que es un físico-ingeniero. Se tuvo en cuenta el portafolio de cada uno, y en nuestro caso nos dijeron que debíamos dominar mínimo dos idiomas además del inglés (porque la comunicación en la estación iba a ser totalmente en ese idioma) y que teníamos que haber vivido en algún momento en el extranjero.
Como has mencionado, tu equipo de trabajo (la Tripulación 140) está conformado por distintos profesionales. ¿Qué se siente, desde tu profesión, trabajar de la mano con ellos?
Bueno, creo que es un poco más complicado que si llevara este proyecto con puros arquitectos, porque el proyecto sería uno solo. Acá llevamos varios proyectos integrales porque tenemos que realizarlos de la mano con biólogos, ingenieros mecatrónicos, físicos y astrobiólogos: es por ello que tenemos un laboratorio de astronomía, así como un invernadero y nuestra base en la estación donde vamos a vivir. Ahora, por ejemplo, estamos elaborando una mochila que debe tener un tanque de ventilación, cosas que en realidad yo nunca había visto por mi tema (la arquitectura), y ahora estoy comenzando a ligarlas y verme involucrada en estos proyectos porque son proyectos que voy a tener que realizar tanto como construirlos y llevarlos. Así que es un poco más complicado de lo que imaginé.
¿Y cuáles van a ser estos proyectos?
Por el momento cada uno tiene un proyecto. En el caso de los ingenieros mecatrónicos ellos están haciendo un flujómetro, que es un aparato que se coloca en el caño (en este caso el del lavatorio donde lavamos los alimentos). Para esto contamos con un limitado uso de agua, es decir, tenemos un tanque del cual sólo podemos utilizar una cierta cantidad de litros por día en las dos semanas que estemos ahí, porque si se nos acaba el agua no podríamos vivir; entonces es algo así como una ducha de no más de minuto y medio cada dos días. Por ello vamos a instalar un flujómetro que va a medir cuánta agua usamos diariamente, para saber si vamos mejorando día a día y para sacar un índice de cuánto estamos gastando. Luego la mochila: actualmente The Mars Society cuenta con una mochila para el traje que usamos (que está aprobado por la NASA) y que tiene todos los implementos como el casco, las botas, el tanque de oxígeno y el ventilador; pero esa mochila obviamente no cuenta con oxígeno real porque entonces pesaría más de lo que pesaría en Marte debido a que no hay gravedad, por ello la mochila está vacía y sólo lleva un ventilador para circular aire a través del casco. Pero la mochila tiene varias problemas de diseño, como unos tubos que se te clavan en los hombros; por ello vamos a diseñarla ergonómicamente y colocarle un ventilador en una mejor posición. Además se va a cultivar quinua en el invernadero, hacerla crecer y dejarla ahí para las próximas tripulaciones que vayan para que la consuman y la sigan cultivando. Por último, mi proyecto va a ser generar una cobertura aislante resistente a los rayos UV para el invernadero, que es una semiesfera de policarbonato en el cual por el tema del calor en Utah las plantas se queman, no crecen bien y mueren. Entonces voy a probar la cobertura solamente en un sector del invernadero para saber cómo se desarrollan estas plantas contra las otras que no van a estar cubiertas.
Además de tu proyecto y de tu labor como arquitecta, ¿qué otras funciones aportas al equipo?

Soy la Journalist o la que va a redactar una pequeña bitácora durante las dos semanas, es decir, todos los días tengo que llevar a cabo un reporte de lo que se va a realizar todos los días: a qué hora nos levantamos, a qué hora salimos a hacer nuestros ejercicios, qué comimos, si alguien se lesionó, cómo se llevaron a cabo los proyectos, y realizar una serie de fotos. Este informe se envía diariamente a Mission Support Earth, que es la base de Tierra de The Mars Society con la que vamos a estar comunicados y nos van a estar dando indicaciones como: “hoy su labor va a ser … “, “no salgan de la estación porque va a haber tormenta de meteoritos”, “el ventilador se está sobrecalentando, por favor pónganle un ventilador”, y diferentes misiones que nos puedan dar. Por ello yo debo ser quien esté comunicada regularmente con la base de Tierra.

invernadero de la base con la cobertura anti rayos UV diseñada por luciana Tenorio 

¿Alguna vez habías imaginado una experiencia como ésta?
En verdad es un poco difícil de imaginársela dado que estás pensando que esto es un viaje a Marte, pero en realidad este proyecto de The Mars Society se viene llevando a cabo hace ya un par de años en países como Bélgica, Australia, Japón, Canadá, Estados Unidos e Inglaterra; y ahora somos el único país representante de Latinoamérica que vamos a hacer esto por segunda vez. Creo que cada vez que va una tripulación y regresa otra son más los proyectos que se van archivando para en algún momento llegar a Marte, porque así como hemos llegado a la Luna ahora ésta se ha dejado un poco de lado porque el siguiente paso es la competitividad: qué país llega antes a Marte y cuál pone su bandera (lo cual es muy distinto a llevar un robot). El punto de todo esto es lograr que alguien llegue a vivir ahí, tanto para los biólogos: ¿qué se va a comer?, o para los ingenieros: ¿cómo vamos a llegar?, o para los arquitectos: ¿cómo vamos a vivir? Por ello lo bueno de esta tripulación es que es integral: estamos viendo sistemas de comida, de vivienda, de protección y el de aislamiento.
¿Qué tanto sientes que pueda influir tu experiencia tanto académica como profesional en esta misión?
Bueno, primero pienso que es muy importante el tema de las investigaciones y llevar a cabo misiones en Marte, sobre todo para los futuros estudiantes que quieran realizar pasantías a la NASA o seguir la siguiente expedición de The Mars Society o quién sabe: poder participar en alguno de estos proyectos. Lo importante de esto es que queda archivado en una base de datos como proyectos que se puedan realizar, y como no quedan en papel, estos proyectos son construidos, son realizados y son probados en la base de Utah que tiene condiciones bastante similares a Marte exceptuando el tema de la gravedad (la tierra, el viento, etc.). Por ello también es muy importante para mi universidad (la Universidad Ricardo Palma) dado que, si esto se lleva a cabo satisfactoriamente, puede haber más estudiantes con oportunidades similares, y que el Perú sea reconocido como el país que tiene futuros astronautas.
Con respecto al apoyo de terceros hacia su misión, ¿qué tan importante ha sido la PUCP?
La PUCP nos está apoyando con el laboratorio de CETAM (Centro de Tecnologías Avanzadas de Manufacturas) para realizar el proyecto de la mochila, que tiene un sistema bastante complicado de ingeniería con el ventilador y que se debe llevar a cabo en un laboratorio. Además, gestionó una entrevista con Panamericana (pueden verla aquí).
Y como estudiante de la URP, ¿has tenido algún contacto con tu universidad al respecto?
Sí, he tenido contacto con Decanato y Rectorado, y bueno… espero que la universidad me pueda brindar apoyo. En realidad el ideal de este proyecto es que las universidades apoyen a sus estudiantes, y yo orgullosa llevaría el polo de mi universidad porque la idea es que cada uno de nosotros lo haga (porque cada uno va en nombre de su universidad); además de llevar la bandera del Perú, que nos va a unir como tripulación porque somos el Team Perú II. Es más, cuando cada uno de nosotros fue aceptado para integrar la Tripulación 140, junto con nuestra carta de aceptación viene una carta dirigida a nuestras universidades, que es la carta que el Dr. Robert Zubrin (director de The Mars Society)pide que seamos reconocidos con un apoyo en las universidades de las que nosotros venimos.
¿Qué debería saber alguna otra institución que desee darles un apoyo?
Bueno difiere bastante porque cada uno tiene diferentes proyectos. Por ejemplo, si nos brindan apoyo de una fábrica de tela nos ayudaría mucho porque en mi caso no estoy haciendo una tela cualquiera: es cien por ciento sin filtro UV, que lleva un baño pare ello, se seca, se coloca encima de la estructura que voy a generar y ya está lista. El problema es que todas las cosas que estamos haciendo se van a llevar en una maleta por lo que estas cosas pesan, entonces el flete es un costo adicional que tenemos que pagar individualmente. Llevar la quinua tampoco es algo fácil porque lleva un papeleo bastante difícil tanto en Perú como en EE.UU. Y en el caso de la mochila nos gustaría que en un futuro pueda ser usado por compañías mineras por su diseño ergonómico, por lo que nos gustaría que alguna de éstas se interese en probarla en condiciones austeras como el desierto de Utah, teniendo en cuenta la cobertura internacional que va a tener.
Para terminar: ¿qué mensaje les dejarías a los jóvenes arquitectos y estudiantes que anhelen con algún trabajo importante en el exterior?

El mensaje está en realizar un trabajo en grupo, en que los proyectos que cada uno realiza son muy importantes a lo largo de su vida ya sean acá, en el extranjero o en Marte. Hay que hacer el seguimiento de todo hasta que se haga, porque no te puedes dejar llevar por lo que alguien te dice. En realidad todo en la vida es difícil y no hay nada garantizado, pero mi mensaje también es que todo se puede en la vida, nada es imposible.

Team peru II, la Tripulación 140 de la simulación de vida en marte a realizarse en abril


Escrito por

Juan Carlos Gonzales

Arquitecto con aires de periodista y sueños de músico. @JuankGonzales


Publicado en

Maquetas Aparte

Momentos de arquitectura y mucho más: entrevistas, noticias, columnas, etc. Síguenos por Facebook y Twitter.